Blog

El cuarto de baño es para muchas personas mucho más que un espacio donde acometer las tareas rutinarias de higiene personal. ¿Por qué por ejemplo la ducha ha de servirnos únicamente para ducharnos? ¿Por qué no convertirla en un rincón de relax y desconexión del que podamos disfrutar al acabar el día? Dicho de otro modo: ¿por qué no apuestas por grifería especial?

Las columnas de duchas termostáticas son la solución perfecta para quien busca ganar en confort en el baño. Como decimos, no solo sirven para la higiene diaria sino que permiten dar con la temperatura del agua ideal, algo clave para reducir el estrés y mejorar la circulación de la sangre. Puedes colocarlas tanto en la bañera como en la ducha y no precisan de obras para su instalación.

La temperatura ideal del agua de la ducha oscila entre los 25 y 30 grados. De este modo, nos ayudará a relajarnos y a aliviar contracturas. Ten en cuenta que, por encima de los 38 grados, el agua reseca la dermis y puede cuartear la piel. Por ello, lo recomendable es que la temperatura del agua no sobrepase la temperatura corporal, es decir, unos 37 grados.

En resumen, los beneficios de una ducha con agua templada son:

  • Mejora el aspecto de la piel
  • La mantiene más hidratada, tersa y con los poros cerrados
  • Calma el picor
  • Mejora la circulación

¿Cómo asegurarse de que la temperatura es la ideal? Con una ducha termostática de las que tenemos disponibles en el catálogo de Grizasa.

Adaptaremos el diseño de tu ducha termostática al ambiente de tu baño, tanto en cuanto a la forma como a los acabados. Una de las alternativas más cómodas es la de instalar una columna de hidromasaje de superficie, es decir, sobre la pared de la bañera o ducha. De todos modos, también hay columnas de hidromasaje encastrables en la pared.

grifería especial

¿Qué pasa con la presión del agua?

 Por lo general, la mayoría de las viviendas cuentan con una presión del agua entre 2 y 5 bares en agua fría y caliente. Las columnas de   ducha termostáticas   necesitan de esta misma presión para funcionar de forma correcta.

 

 ¿Grifería monomando o termostática?

 En el caso del monomando, se trata de un sistema que regula la temperatura del agua y su intensidad con el movimiento de una maneta   única. En cambio, en el caso de los grifos termostáticos, se puede seleccionar la temperatura deseada de forma predeterminada.  Algunos incluyen un mecanismo de seguridad que bloquea la salida del agua a 38°C para evitar quemaduras.

3 diciembre, 2018
grifería especial

Prestaciones de las columnas de ducha termostáticas

El cuarto de baño es para muchas personas mucho más que un espacio donde acometer las tareas rutinarias de higiene personal. ¿Por qué por ejemplo la […]
31 octubre, 2018
duchas para baños

Ventajas de la grifería empotrada

¿Te has preguntado alguna vez por qué en los vestuarios de los gimnasios se colocan duchas para baños con grifería empotrada y no de otro tipo? […]
1 octubre, 2018
grifos cocina modernos

¿Has pensando en instalar un sustitutivo de bidé?

Además de con grifos de cocina modernos podemos facilitarte la vida de muchas otras formas. Por ejemplo, instalando en tu casa un sustitutivo de bidé. En […]
24 agosto, 2018
marcas de griferia españolas

Nuestra grifería, suma de diseño y tecnología

El número inaugural de la revista Cuadernos COAARAGÓN, impulsada por el Colegio Oficial de Arquitectos de Aragón, se ha hecho eco de la dilatada trayectoria y […]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies